El 75 % de las tarjetas de débito en España incluyen tecnología ‘contactless’

La aplicación de la tecnología sin contacto a las tarjetas de débito ha revolucionado el mercado Español. Desde su aparición en 2015 su expansión y normalización en los hábitos de consumo ha sido colosal. En solo un año desde su aparición, el 17 % de los usuarios de tarjetas ya utilizaba el contactless y el año pasado esta cifra subió hasta el 45 %, de acuerdo con el informe Visa The rise of contactless payments around the globe. Nuestro país es uno de los más adaptados en cuanto se refiere al contactless, ya que el 75 % de tarjetas de débito que se comercializan actualmente en España lo incluyen, de acuerdo con un estudio realizado por el comparador financiero HelpMyCash.com. Además, el 47 % de los datáfonos ya aceptan esta forma de pago y se espera que en los próximos dos años todos los comercios permitan el pago sin contacto.

Cómo son las tarjetas ‘contactless’ en España

De acuerdo con el estudio de HelpMyCash.com sobre la oferta de tarjetas de débito contactless en España, la gran mayoría de los plásticos que tienen tecnología sin contacto (83,33 %) son gratuitos y la mitad de estos no exigen ninguna condición para ello. La otra mitad exige, en su mayoría, que tengamos nuestros ingresos domiciliados en la cuenta asociada para que no nos cobren comisiones anuales.

Con estas tarjetas podremos realizar nuestras compras en establecimientos físicos sin tener que introducir el plástico en el datáfono y, además, si la compra es inferior a los 20 euros, no tendremos que introducir el código pin para que se formalice la transacción. Esta ventaja, su principal característica, trajo mucha controversia cuando apareció el contactless en nuestro país debido al miedo que suscitaba un posible robo de los fondos de las tarjetas. Por suerte, las medidas de seguridad extra tomadas por las entidades emisoras y la comodidad que supone a la hora de comprar han vencido al miedo y, como vemos, el contactless está cada vez más normalizado.

Las tarjetas bancarias vuelven a esta al alza

En un país donde el uso de la tarjeta siempre ha estado relegado con respecto a nuestros vecinos europeos, se está produciendo un gran cambio en el uso que hacemos de nuestro dinero. Durante 2017, en todos los informes trimestrales, las operaciones de compras con datáfonos superaron con diferencia a las operaciones de retirada de efectivo en cajeros. Las cada vez más habituales compras online y la comodidad que ofrece el contactless son dos de los motivos principales por la que las tarjetas de débito han repuntado en los últimos tres años.

Después de varios años con una disminución del número de estos plásticos, parece que vuelven a ponerse de moda, aunque todavía estamos lejos de las cifras alcanzadas en 2003, cuando se llegó hasta los 33,10 millones de tarjetas de débito, su cifra más alta desde que el Banco de España realiza este informe. Actualmente, de acuerdo con los datos del último trimestre del 2017 del BdE, en España hay 26,70 millones de tarjetas de débito.